4.1.17

El billete de 500

La antigua Catedral de sal ocupó el reverso del billete de 500 pesos que emitió el Banco de la República en 1968, como se muestra en las imágenes. El tiempo dirá si la nueva Catedral es digna de ocupar un espacio similar.

La imágen del detalle (arriba) fue tomada de

La imágen del billete (abajo) fue tomada de

12.9.16

Visitante Fabián Arellano

A Fabián Arellano, muchas gracias por su visita y por el video de su experiencia en la Catedral de sal de Zipaquirá

29.7.16

Los visitantes

Todos los sitios turísticos parecieran ignorar a sus visitantes. Dan la impresión de que la consigna es: lleguen, paguen, vean y bye bye, te ví. Por esta razón, ahora que existe la posibilidad, este blog tendrá una página exclusivamente dedicada a notas, videos, fotografías y mensajes de quienes visitan la Catedral y se dan a la tarea de publicar su experiencia. Es una manera de agradecer su gesto y de valorar su interés en nuestra ciudad. Para comenzar, divulgamos un video de una pareja que se dedica a publicar sus videos de viajes bajo el rótulo de quiubo Parceros. A ellos mil gracias por su video.

31.3.15

Página oficial en Facebook

Por supuesto, la página oficial de la Catedral ya está disponible en Facebook, para quien lo requiera

Por supuesto, la página oficial de la Catedral está disponible en Facebook, para quien lo requiera

13.11.14

También tenemos fantasma

Ahora resulta que tenemos fantasma también


29.8.10

Mineros atrapados

A esos hombres atrapados bajo la tierra, a las puertas de su eterna espera, un canto de un paisano suyo, llamado el poeta de los mineros.

En 1949 la Convención Nacional de Asociaciones Mineras, distingue a Roberto Flores Álvarez como “El Poeta de los Mineros”. Este Contador General de profesión, nace un 15 de noviembre de 1909 en la ciudad de Vallenar, donde realiza sus primeros estudios. Posteriormente se traslada a La Serena y Coquimbo. En 1952 fue designado Intendente de esta última provincia.Más tarde sería elegido representante de la Provincia de Atacama ante la Cámara de Diputados.


Desde 1932, se destaca como poeta y sus creaciones ven la luz pública en diferente diarios, revistas y antologías de todo el país, destacando su aparición en la “Antología de los Grandes Poetas” de Francisco Galano.

Su poesía, al igual que su vida, se desarrolla en el Norte Chico, dando como resultado una obra poética regionalista, basada en sus características geográficas, históricas y étnicas, donde la minería tiene un lugar fundamental.


El poema épico “Canto a los Mineros” es considerado una de las obras que mejor recoge el vivir del minero y su gesta, logrando extraer belleza de un tema áspero y sufrido. En el recorre de manera muy hermosa la historia de la minería nacional.


Roberto Flores Álvarez, fallece en La Serena, el 10 de diciembre de 1984, el mismo día en que se aprestaba a recibir el Premio Regional Nacional de Literatura.


CANTO A LOS MINEROS
(fragmentos selectos)

Los besos de los labios milenarios
calmaron los ardores de la tierra,
y por su frente trémula se alzaron
en arrugas sin fin las cordilleras.

Y en cósmica amalgama de colores,
vivificando el pecho de los montes,
palpitaron las vetas minerales
tal como late el corazón del hombre
. . .

Y fue el indio “diaguita” de mis sierras
que molía las “menas” en sus toscos marayes,
y en la frente del bronce, y en la piel de la greda,
dibujaba el enigma de sus sueños astrales
. . .
Arañando laderas y montes de la Patria
el cateador camina con rumbo hacia la gloria;
la veta que hoy, esquiva, se oculta a su mirada,
quizás mañana alumbre los fastos de la Historia.

Yo, que soy minero de sueños imposibles,
y que busqué en la aurora las vetas desoladas,
sólo encontré las “menas” de mis versos humildes
para cantar por todos, las glorias olvidadas.

tomado de http://www.areaminera.com/Contenidos/cultura/articulos/2.act

30.3.10

Sanatorio en la Catedral de sal

Las autoridades locales y la administración de la Catedral de Sal, anuncian que para el próximo año estará en servicio un sanatorio, en principio para personas con problemas respiratorios. Funcionará bajo tierra, en las profunidades, en un espacio aledaño a la Catedral que se está adecuando.

No es nueva la idea de los beneficios del aire salitroso que se respira adentro. Los propios mineros, en opiniones divididas, decían que a pesar del mal olor, el aire que se respiraba dentro de la mina era benéfico.

Y en el libro sobre la Catedral que tiene el título más bello, el de Gloria Dahl, Una catedral de sal y silencio, al final se tanscriben recomendaciones y recetas sobre los beneficios de la sal para la salud.

Lo cierto es que, a imagen y semejanza de lo que ocurre en Polonia, desde 1825, año en que se construyó el sanatorio de Wieliczka, la Catedral de sal de Zipaquirá ofrecerá esta posibilidad de sanación para personas que lo requieran. Un buen proyecto al que se le augura el mejor de los rumbos. Para dar una idea de cómo será el sanatorio se exponen fotografías del que funciona en la mina de Polonia.